Suave con la vista: cómo la pantalla del Galaxy S10 protege a los usuarios de la luz azul

0
233

Si usualmente estás en tu teléfono antes de ir a la cama y te encuentras teniendo problemas para conciliar el sueño, ¡no estás solo!

De acuerdo con información reciente de Counterpoint Research, cerca de la mitad de los usuarios de smartphones pasan más de 5 horas al día en sus dispositivos móviles. Estudios demuestran que una vez que se va el sol, la luz azul de la pantalla de los smartphones y otras fuentes de luz artificial pueden confundir al reloj biológico, haciéndolo salirse de control, dificultando la capacidad de dormir, y, posiblemente, causando problemas más graves en el futuro.

Para evitar la sobreexposición de los usuarios a la luz azul, los nuevos Galaxy S10 cuentan con una tecnología en la pantalla que la reduce sin comprometer la calidad de las imágenes.

Por qué es importante la exposición a la luz azul

La luz azul generalmente es de intensidad fuerte y longitud de onda corta (380 a 500 nanómetros) en el espectro de luz visible.

Estos días, ya sea a través de las pantallas de nuestros dispositivos electrónicos, iluminación artificial, o, a través de la luz del sol, estamos constantemente expuestos a la luz azul. Lo que no es del todo malo. Según el Royal Society Te Apārangi, una ONG basada en Nueva Zelanda, “la adecuada exposición a la luz diurna, principalmente en la mañana, es importante para sincronizar el reloj corporal circadiano, el cual puede afectar muchos procesos, incluido el sueño, el metabolismo, el sistema inmunológico e incluso nuestro estado de ánimo».

Sin embargo, cuando es vista de noche, se ha demostrado que esta suprime más que otras luces la producción de melatonina (la hormona que regula los ciclos de sueño), afectando, así, nuestra habilidad para dormir. Investigaciones recientes de la Universidad de Toledo sugieren que la luz azul de los celulares puede causar daños a la retina.

Es por ello que, en la era digital, donde los usuarios usan cada vez más tiempo sus dispositivos, es absolutamente necesario reducir el uso de la luz azul.

Cómo los dispositivos de la línea S10 reducen la transmisión de la luz azul

La pantalla Dynamic AMOLED de los Galaxy S10, Galaxy S10+ y del Galaxy S10e fue construida desde el inicio para minimizar la fatiga visual, de modo que los usuarios puedan tener mejores noches de sueño.

Los usuarios de Galaxy S10 pueden dormir profundamente sabiendo que la pantalla de su teléfono ha sido certificada por, una firma de pruebas de renombre mundial TÜV Rheinland1 para reducir drásticamente los efectos dañinos de la luz azul. Al construir la pantalla, que recibió la certificación oficial de “Eye Comfort” de TÜV Rheinland, Samsung aplicó nuevos materiales orgánicos que reducen la longitud de la onda de la luz azul entre 415 y 455 nm (el rango que la investigación2 sugiere es particularmente dañino para la retina) hasta en un 42%3 sin el uso de filtros.

La significativa reducción de la transmisión de la luz azul es producto del compromiso continuo de Samsung por el desarrollo de la industria – La pantalla Dynamic AMOLED reduce la transmisión de la dañina luz azul (longitud de onda en el rango de 415 a 455 nm) por debajo del 7% – la marca más baja de la industria. Esto significa que la pantalla de los Galaxy S10 reduce más del 50% de la luz azul que otras pantallas AMOLED (aproximadamente 12%), y más del 60% que otros smartphones con pantallas LCD (aproximadamente 18%).

Además, la pantalla de los S10 produce colores increíblemente realistas. Para permitir a los usuarios disfrutar de colores nítidos e inmersivos durante el día y la noche, Samsung hizo todo lo posible para asegurar que las innovaciones en la reducción de la luz azul de la pantalla no comprometan la calidad de la imagen.

El motor de la imagen natural digital móvil de Samsung (mDNIe – por sus siglas en inglés) es uno de los ejemplos de innovación que preserva la calidad de la imagen. Mientras que con las pantallas de los smartphones anteriores, la activación de un filtro de luz azul inevitablemente agregaría un tinte notable a la pantalla, esta tecnología patentada permite que la pantalla del Galaxy S10 produzca colores vibrantes y envolventes4, y, al mismo tiempo, reduzca la transmisión de luz azul.

Para ofrecer protección adicional, los Galaxy S10 también cuentan con un filtro de luz azul incorporado, accesible a través del Quick Panel, que bloquea hasta el 99 % de la longitud de las ondas. Los usuarios también tienen la opción de establecer el filtro de luz azul de forma automática antes de ir a descasar, ingresando a “Ajustes”, “Funciones avanzadas” y “Rutinas de Bixby”.

Como explicó ByungChang Kwak de la División de Móviles de Samsung, además de poder optar por un dispositivo que reduce la luz azul como el Galaxy S10, hay también alternativas sencillas que los consumidores pueden realizar para proteger sus ojos cuando usan dispositivos electrónicos. “Por ejemplo, ajustar la luz ambiental para minimizar el brillo de la pantalla puede ayudar a reducir el cansancio visual, y acordarnos de pestañear frecuentemente puede prevenir la sequedad en el ojo seco”, comentó Kwak.

“Samsung continuará desarrollando tecnologías que promuevan la salud, y, al mismo tiempo, harán más conveniente la experiencia del usuario.”, finalizó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.